image 64

Kokoro Connect sigue incluyendo una de las mejores historias de intercambio de cuerpos

El intercambio de cuerpos ha sido durante mucho tiempo un recurso argumental clásico en el anime y en todos los medios de ficción. Desde la aparición de Cage y Travolta en Face Off hasta la ya icónica Your Name de Makoto Shinkai, este tropo ha adoptado una gran variedad de formas y se ha convertido en un elemento básico a la hora de crear situaciones cómicas y extravagantes.

Aunque Kokoro Connect, de 2012, no inventó la historia de intercambio de cuerpos, fue una de las primeras en utilizarla dentro del medio del anime y podría decirse que ofrece una visión más fresca que muchas de sus homólogas más recientes. Aunque la serie incluye momentos de humor, se las arregla para dar una mirada más seria e introspectiva a lo que podría resultar este extraño fenómeno.

image 63

Kokoro Connect sigue las vidas de cinco estudiantes de secundaria -Taichi, Lori, Himeko, Yoshifumi y Yui- que son los únicos miembros del Club de Investigación Cultural Estudiantil, una sociedad que construyeron después de que cada uno de ellos no pudiera encajar en ninguno de los grupos preestablecidos dentro de su escuela. Poco después de que se presenten los personajes, comienzan a enfrentarse a un fenómeno sobrenatural que altera los sentidos y que les hace entrar esporádicamente en los cuerpos de los demás a lo largo de cada día.

A lo largo de los primeros episodios, el quinteto no puede entender por qué les ocurre esta experiencia anormal y no parece haber una explicación lógica. Sin embargo, pronto se les presenta una entidad críptica que se refiere a sí misma como “Heartseed”, que parece querer utilizar esta experiencia para poner a prueba a los chicos con un objetivo desconocido.

Aunque muchas historias se limitan a utilizar el tropo del intercambio de cuerpos como método para crear gags baratos o para ofrecer a los espectadores un mensaje demasiado simplificado sobre la vida, Kokoro Connect ha implementado este recurso argumental para explorar en profundidad la vida interior de sus personajes y sus cicatrices psicológicas. En el fondo, es una serie de corte vital que examina lo que significa ser una persona y los componentes que la componen, ya sea la mente, el cuerpo o el espíritu.

La confianza es un elemento importante y recurrente a lo largo de Kokoro Connect, en el que los amigos deben aprender a entender las diferencias de los demás. Aunque esto comienza con algo tan simple como establecer las reglas básicas para los chicos cuando toman el control de los cuerpos de las chicas, más tarde se desarrolla en un análisis más detallado de los personajes.

image 62

A medida que los personajes van experimentando lo que supone ponerse en la piel del otro, empiezan a abrirse y a hablar de sus secretos más profundos. Kokoro Connect explora una serie de temas difíciles y emocionalmente impactantes, desde la androfobia (el miedo a los hombres) de Yui, derivada de un intento de violación, hasta la experiencia de Lori con el abuso doméstico y las relaciones familiares rotas. Cada uno de estos momentos se maneja con delicadeza y obediencia, sin que se vea empañado por ninguna payasada inapropiada que pueda restar seriedad a las ideas que se están tratando.

Sin embargo, el alivio alegre no está ausente de la serie, incluso en estos momentos más oscuros. Ya sea cuando Taichi se da una patada en las partes bajas para demostrar cómo puede defenderse Yui o cuando revela su secreto sexual más oscuro para ayudar a Himeko con sus problemas de confianza, hay bastantes risas.

La banda sonora de Yasuhiro Misawa es una de las características más destacadas de la serie, y un bello complemento a los momentos más conmovedores que se pueden encontrar a lo largo de la serie. La mezcla de piano y cuerdas intermitentes añade un encanto distintivo y un aire calmado a los sucesos, por lo demás caóticos, que viven muchos de los personajes de la serie.

Aunque es poco probable que Kokoro Connect sea para todo el mundo, sobre todo por su ritmo más bien lento, es una serie que debe ver todo aquel que esté interesado en el intercambio de cuerpos o en los dramas de instituto. Los personajes siguen siendo interesantes a lo largo de la historia, y las relaciones que tienen y siguen desarrollando son ciertamente entretenidas de ver. La serie ofrece una mirada introspectiva sobre lo que significa ser una persona, el significado de la identidad y la importancia de la confianza, todo lo cual es un cambio refrescante respecto a los típicos géneros llenos de acción que se consumen con tanta frecuencia.